miércoles, 22 de abril de 2015

REENCUENTRO EN PASCUA

Tras las experiencias de Hospitales y Comunidades la comunidad del Noviciado nos hemos vuelto a reunir para seguir caminando juntos. Entre los días 13 y 14 de abril los novicios volvimos desde nuestros lugares de misión a tierras donostiarras, encarando con ilusión el tercer trimestre del curso.

Esta primera semana tras la vuelta ha servido para trabajar personalmente sobre los frutos de nuestras experiencias. Dando gracias por todo el bien recibido este tiempo, reconociendo que no siempre hemos sido transparentes a la acción de Dios en nuestra vida, sacando conclusiones y pistas para continuar con el proceso del noviciado. También hemos tenido la oportunidad de compartir con los compañeros nuestra experiencia. El relato de los demás da luz sobre nuestra propia vivencia, además de hacernos crecer a todos en amistad y unión de ánimos. También ha sido tiempo de retomar el ritmo cotidiano de clases, servicios en casa y actividades pastorales.


Por último, el viernes 17 hicimos la tradicional excursión de Pascua. Este año fuimos invitados por la familia de nuestro compañero de comunidad José Javier Pardo sj, vicerrector de la Universidad de Deusto en el campus de San Sebastián, a pasar el día en su pueblo natal, Cárcar (Navarra). De camino aprovechamos para hacer una parada en Sesma, donde visitamos la casa -hoy convertida en Museo Etnográfico de Sesma- que vio nacer al Padre Tomás Esteban sj, misionero jesuita que murió mártir en China en el año 1933. Ya en Cárcar, recorrimos la Iglesia de San Miguel, donde José Javier fue bautizado, recibió la Confirmación y celebró su primera misa. Su familia nos acogió estupendamente y compartimos con ellos mesa y conversación. A todos nos quedaba después de la jornada el agradecimiento por su amabilidad y cercanía. Damos las gracias desde aquí a las hermanas de José Javier, Rosa y Lucía, y al resto de su familia en Cárcar por el día pasado junto a ellos.

Y a todas las personas que seguís el blog del Noviciado os damos de nuevo la bienvenida y agradecemos vuestra oración, que nos ha acompañado y ayudado en este tiempo de dispersión para la misión. Desde San Sebastián os tenemos también presentes en la nuestra. ¡Gracias!  








viernes, 6 de marzo de 2015

ENVIADOS A LA MISIÓN DE CRISTO

Apenas tres semanas después de la conclusión del mes de Ejercicios Espirituales, la comunidad del Noviciado vuelve a dispersarse para la misión. El 5 de marzo los compañeros de 1º y 2º hemos salido de San Sebastián hacia nuestros destinos del mes de Hospitales y de Comunidades. Este tiempo se prolongará hasta el día 13 de abril. 

El mes de Hospitales es una las seis experiencias principales que San Ignacio dispuso en las Constituciones de la Compañía para la etapa del Noviciado, movido por la experiencia espiritual y de servicio que los primeros compañeros habían tenido en diversos hospitales de Italia, y que siguieron llevando a cabo una vez fundada la Compañía de Jesús en 1540. Un tiempo que busca encarnar lo que del Señor hemos recibido durante el mes de Ejercicios en el silencio y la oración, en la meditación y contemplación de su vida. Nuestros compañeros de 1º han sido enviados con estos destinos: Álvaro a Burgos, César a Palencia, José Luis a Málaga, Luis a Betanzos (A Coruña), Nacho a Las Hurdes (Cáceres), Manuel a Mondragón (Gipuzkoa) y Rodrigo a Pamplona.    

Por otro lado, los compañeros de 2º haremos estas semanas nuestra experiencia de Comunidades, insertándonos en la vida y misión de una comunidad apostólica de la Compañía. Entraremos en contacto con una realidad diversa y plural trabajando en colegios, echando una mano en parroquias, acompañando grupos, sirviendo en algunos de los lugares donde esa comunidad concreta es enviada, buscando confirmar nuestra vocación a la Compañía de Jesús. Durante algo más de un mes estaremos repartidos así:  Carlos estará en Lleida, Luis Clemente en Oviedo, Luis Delgado en Tudela (Navarra) y Juan en Zaragoza. 

Pedimos a Dios que sea un tiempo fecundo en el que vivir también la unión de ánimos en la separación física, un tiempo para seguir apasionándonos por la persona de Jesús, que nos acompaña y con el que nos encontramos cuando servimos al mundo desde Dios. 

¡Gracias a todos por vuestras oraciones y hasta la vuelta!






















miércoles, 25 de febrero de 2015

DESCANSO EN TIERRAS CÁNTABRAS

Tras concluir el mes de Ejercicios hemos pasado unos días de descanso comunitario en Cantabria. El viernes 13 por la mañana partíamos para la Casa de Ejercicios de Pedreña 
La nieve y los paraguas nos acompañaron estos días
y por la tarde visitamos dos de las obras de la Compañía de Jesús en Santander: el Colegio Kostka y el CESTE (Centro de Estudios Superiores Técnico Empresariales). Jesús Eguiluz SJ, superior de la comunidad de Santander, y Fermín Trueba SJ, director del CESTE, nos acompañaron esa tarde y durante todo el fin de semana. Verdaderamente se han volcado con nosotros estos días y desde aquí queremos agradecérselo. 




El sábado fue un día de excursiones. Por la mañana visitamos el museo de Altamira. En la réplica que se ha realizado de la cueva pudimos contemplar las célebres pinturas rupestres y hacernos una idea de lo que fue la vida allí durante los miles de años en que los seres humanos la habitamos. Por la tarde recorrimos otra cueva, la de El Soplao, una auténtica catedral subterránea repleta de formas que el agua ha ido bellamente dibujando a lo largo del tiempo.

En el palacio del marqués de Comillas
El domingo volvimos la mirada hacia la historia de la Compañía en Cantabria con la visita a la antigua Universidad Pontificia de Comillas, trasladada en los años sesenta del siglo pasado a Madrid. En esta misma localidad de Comillas visitamos el que fue palacio del primer marqués de la ciudad y fundador de la Universidad, Antonio López y López. Después nos dirigimos hacia Bárcena Mayor, un pueblo típico del interior de Cantabria, para compartir juntos la mesa. 



El lunes, último día de estas pequeñas vacaciones comunitarias, conocimos los entresijos de la editorial Sal Terrae de la mano de Jesús García Abril SJ, colaborador en esta obra de la Compañía, y del resto de personas que trabajan en sus instalaciones. Tras la visita, nos dirigimos al Centro Loyola, donde dos de nuestros compañeros, Matías Aurelio Güemes SJ y Jesús Marco SJ, nos hablaron de su misión. Por último, junto al resto de la comunidad de la Residencia de la Compañía de Jesús en Santander, compartimos la comida antes de nuestra vuelta a San Sebastián.

El recuerdo de estos días nos llevan a agradecer al Señor la acogida y el trato que hemos recibido por parte de los compañeros de Santander, a seguir cuidando unos de otros, y a pedir por los frutos de la
misión en aquella tierra.